Usos que se le puede dar a una PC vieja


Estamos en una época donde los artefactos tecnológicos se vuelven obsoletos mucho más rápido que hace unos años. Esto se debe en gran parte a que todos los años llegan nuevos equipos que añaden más y más cosas, y cuando queremos acordar nuestro pobre smartphone del 2015 ya no funciona como debería. Éste es un problema más que nada de los celulares viejos, ya que la PC en la actualidad tiene un hardware bastante duradero y potente teniendo en cuenta los sistemas operativos y programas que usamos la mayoría. Pero, si tenés archivada una PC realmente vieja y no sabes qué hacer con ella, te traemos algunos usos que se le puede dar a una PC vieja. Te sorprenderás de todas las posibilidades que tenemos.

Como usar PC vieja

Cuando una PC se vuelve vieja y no se puede utilizar de forma cotidiana, hay algunos que insisten en mejorarla y otros que directamente buscan comprar una PC nueva. Obviamente que siempre se puede vender, pero quizás antes que eso deberíamos pensar en maneras de sacarle provecho. Hoy te traemos una gran cantidad de ideas y usos que se le puede dar a una PC antigua para que tu compu fiel siga en tu familia algunos años más. Y, además, evitemos la contaminación debido a los desechos electrónicos.

Cómo reutilizar una antigua computadora

– Instalar un sistema operativo liviano pero moderno: se me ocurre instalar Remix OS, una adaptación de Android a la PC. Ese y algún otro del estilo no piden muchos requisitos y puede usarse sin problemas en una PC vieja.

– Servidor de archivos para películas y música: los archivos multimedia son los que más espacio ocupan en nuestro ordenador. Tu PC vieja puede ser un almacén para este tipo de archivos, también puede reproducirlos a través de cable HDMI si lo tiene o con programas como PLEX Server.

– Consola de juegos: podemos instalar en la PC un emulador de alguna consola antigua que nos guste y descargarle infinidad de juegos.

Usar PC como consola

– Extender la red WiFi: con una placa Wireless (que ya debe venir en el dispositivo), podemos utilizar la opción de crear una red ad-hoc en Windows para poder amplificar la señal de la red WiFi.

-De disco rígido a pendrive: si tu PC vieja no funciona porque tiene fallas en la placa madre o el procesador, por ejemplo, podemos reciclar el disco rígido para usarlo como unicdad de almacenamiento. Podemos hacerlo con una herramienta llamada Carry USB.

– Servidor local de archivos: montar un servidor local es muy fácil y útil para streamear películas y música en distintos dispositivos. Podemos intercambiar fotos con otros equipos, hacer backup, etc. Hay gran variedad de softwares como FileZilla para montar el servidor.

– Servidor web: requiere de los mismos programas que un servidor local. Útil para hostear webs propias, de prueba o para conocidos. Consejo: tener un buen firewall.

Usar PC como servidor

– Máquina de torrents: ¿cuántos archivos que nos interesan habrá en torrents sin seeds? Perdidos en la web y sin la posibilidad de descargarlos. Por suerte la PC vieja puede funcionar como peer y ayudar a otras personas a descargar archivos, incluso con conexión lenta.

– PC de negocios: podemos utilizar el ordenador para finanzas, programas de facturación, redes sociales, etc. Lo mejor es que no es necesario un sistema operativo avanzado, con un Windows 95 estará bien.

– Servidor para videojuegos: por ejemplo, Minecraft. Con una PC vieja podemos descargar y correr procesos para tener nuestro propio servidor.

PC vieja como servidor de Minecraft

– Ordenador para niños: la típica. Con una PC vieja no tendremos que cuidar de los niños para ver qué abren o qué eliminan, sino que será pura y exclusivamente para ellos. Películas, softwares educativos, juegos infantiles, etc.

– BOINC Node: este proyecto consiste en donar el poder de procesamiento de nuestra PC para ayudar con investigaciones científicas. En otras palabras, BOINC consume el poder de nuestra PC para utilizarlo en cálculos y simulaciones con fines científicos. Útil, curioso y digno de presumir.

 

 






Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *